TRISTEZAS DE LA CALLE CORRIENTES

(1942)

 

 

Calle

Como valle

De monedas para el pan.

Río

Sin desvío

Donde sufre la ciudad.

¡Qué triste palidez tienen tus luces!

Tus letreros sueñan cruces,

Tus afiches, carcajadas de cartón.

Risa

Que precisa

La confianza del alcohol.

Llantos

Hecho cantos

Pa´ vendernos un amor.

Mercado de las tristes alegrías

Cambalache de caricias

Donde cuelga la ilusión...

 

Triste, sí,

Por ser nuestra...

Triste, sí,

Porque sueñas...

Tu alegría es tristeza

Y el dolor de la espera

Te atraviesa.

Y con pálida luz

Vivís llorando tus tristezas...

Triste, sí,

Por ser nuestra...

Triste, sí,

Por tu cruz...

 

Vagos

Con halagos

De bohemia mundanal.

Pobres

Sin más cobres

Que el anhelo de triunfar.

Ablandan el camino de la espera

Con la sangre toda llena

De cortados, en la mesa de algún bar...

Calle

Como valle

De monedas para el pan.

Río

Sin desvío

Donde sufre la ciudad.

¡Los hombres te vendieron como a Cristo!

Y el puñal del Obelisco

Te desangra sin cesar...!

 

Letra : Homero Expósito  (Homero Aldo Expósito)

Música : Domingo Federico  (Domingo Serafín Federico)

 

Grabado por la orquesta de Miguel Caló con la voz de Raúl Berón. (02–09–1942)

Grabado por la orquesta de Aníbal Troilo con la voz de Francisco Fiorentino. (18–09–1942)

Grabado por Roberto Goyeneche con el acompañamiento de la orquesta de Raúl Garello.

 

                       

A “Letras   A “Autor    Menú Principal