LOS DESPOJOS

 

 

 

¡Ven... levántate, no llores!...

¡No me jures ni me implores!...

Yo esperé que alguna vez,

Hincándote a mis pies

Traerías tus dolores.

Mas los años que pasaron

Mis rencores atenuaron,

Y hoy, que al fin te vuelvo a ver

No llores, por favor

Que ya te perdoné.

 

Despojos solamente quedan hoy

Despojos de tu amor y de mi amor,

¿Por qué has vuelto así

con las sombras del ayer,

arrastrando tu vejez

junto a mí?

¡Mira cómo estoy!

Por estar lejos de ti,

Yo también envejecí

De dolor.

Hoy somos dos despojos, nada más...

¡No sé si has hecho bien en regresar!

 

Como el sol reseca el lodo...

Borra el tiempo, todo, todo...

Y se aprende a perdonar

De nuevo al encontrar

La vida en un recodo...

Una luz en mis tinieblas

Es tu nombre hecho de niebla,

Puede ser que salga el sol

Detrás de tu dolor

Detrás de mi dolor...

 

Letra : Horacio Sanguinetti  (Horacio Basterra)

Música : José Dames

 

Grabado por la orquesta de Miguel Caló con la voz de Raúl Iriarte.

 

                       

A “Letras   A “Autor    Menú Principal