LA MISMA SERENATA

(vals)

 

 

La noche en la niebla se anida

Temblando en las alas del viento mi voz,

La mancha de luz mortecina

Acuna en las sombras el viejo farol.

Mi guitarra volcando querellas

Amor arrullando el pie del balcón,

Y en el eco de la serenata

Su nombre divino y un canto de amor.

 

Pena que trajo esa esperanza

Amor que no se alcanza,

Nunca debí volver,

Dicha pero de un solo instante

Mil tuve por delante

Efímero placer,

Vuelvo de nuevo ante tu reja

Mujer, oye mis quejas,

Volvamos al ayer.

Siente el eco de la misma serenata

Abre y no seas ingrata

Que de amor muero aquí.

 

Qué angustia me invade esta noche

Qué tristes augurios presagia mi voz,

Me mata el silencio infinito

Me ciega los ojos la luz del farol.

Esa niebla que envuelve mi alma

Se llevó por siempre la dulce ilusión,

Y enancada en la voz un reproche

Me dicen las sombras, ya todo acabó.

 

Letra : Eusebio Francisco López

Música : Ricardo Coultas

 

                       

AtrásMenú Principal