JUSTICIA CRIOLLA     

(1897)

 

 

Era un domingo de canaval

Y al “Pasatiempo” fuime a bailar.

Hablé a la Juana para un chotís

Y a enamorarla me decidí.

En sus oídos me lamenté

Me puse tierno y tanto hablé,

Que la muchacha se conmovió

Con mil promesas de eterno amor.

 

Hablé a la mina de mi valor

Y que soy hombre de largo spor,

Cuando el estrilo quiera agarrar

Vos, mi Juanita, me has de calmar.

Y ella callaba y entonces yo

Hice prodigios de ilustración,

Luego, en un tango, che, me pasé

Y a puro corte la conquisté.

 

Letra : Ezequiel Soria

Música : Antonio Reynoso

 

Estrilo: Enojo, rabieta

Corte: Figura del tango bailado.

 

Justicia Criolla: zarzuela cómico-dramática, estrenada en el teatro “Olimpo”, el 28/09/1897.

 

        

AtrásMenú Principal