DE FLOR EN FLOR

(Desvelo) (1923)

 

 

Cabecita loca, tu recuerdo me provoca.

Te ahogabas en mis brazos,

Quisiste libertad,

Y en tu desvarío

Vuelas hoy a tu albedrío,

Brindándote a los hombres

Que luego se hartarán;

Rindiéndote a sus plantas

Te hará una de tantas

Tu ciego afán.

¡Ay!, Pobre mariposa

Que vas de flor en flor,

Pudiéndote arrullar

En el nidito de mi amor.

 

Hoy que mi alma con pavor vislumbra

La gran tragedia

De tu final,

En la misma llama que te alumbra

Tus pobres alas se habrán de quemar.

Y, entonces abatida,

¡Oh!, cabecita loca,

Pretendes que la herida

La cierre con mi boca.

Yo te lo juro por los sueños fracasados,

Por mis tormentos, por mis noches de dolor,

Que en el espasmo de mis besos afiebrados

Yo dejaré sellados

Con bárbaro terror,

Los pecadores labios tuyos, condenados

Por querer libar de flor en flor.

 

Letra : Domingo Gallicchio

Música : Eduardo Bonessi

 

Grabado por Carlos Gardel con guitarras. (sello Odeón Nº 18.095 en 1924 y Nº 18.826 en 1930)

 

En 1938, Bonessi pidió a Enrique Cadícamo, otra letra para su tango, la cual fue titulada “Desvelo”. (ver)

 

 

AtrásMenú Principal