CUANDO RONDAN LOS RECUERDOS

 

 

 

Gritar... vivir gritando entre las sombras,

Tu nombre que es tormento y obsesión.

Qué duende de dolor ronda y te nombra,

Poblando de recuerdos mi rincón.

Yo sé... que vos también vivís penando.

Yo sé... que te agitás en el horror,

El horror de saber que al separarnos

Se hizo trizas mi verso y tu canción.

 

Cuando te encuentres sola,

Y en tus noches

Te llegue mi rumor,

Nombrame despacito... despacito

Que yo estaré a tu lado, corazón.

Cuando digas mi nombre

En un murmullo,

Y busques de mis besos el temblor,

Volveré, aunque distante, al lado tuyo,

Con las manos bañadas de perdón.

 

Lloras... sin esperanzas y en tu infierno,

Mis ansias de caricias buscarás.

La seda de tu piel no tendrá dueño,

Y tus labios sin besos se enfriarán.

También... yo he de llorar y aquí en mis horas,

Tu imagen blanca y buena rondará,

Y tus carnes de fuego en mis auroras

Temblarán a mi lado y no estarán.

 

Letra : Alberto Coria  (seud.: Juan Birome)  (Alberto Manuel Genaro Coria)

Música : Tito Ferrari  (Santiago Grammático) y Norberto Guerra

 

 

                               AtrásMenú Principal