REÍR PARA LLORAR

(vals)

 

 

 

Anoche recordando las horas del pasado

Triste y desconsolado dormido me quedé,

Cuando tu imagen clara

Yo vi tan palpitante,

Que en ese mismo instante

Tu nombre pronuncié.

 

Te dije condolido de todo mi pasado

Que estabas a mi lado calmando mi aflicción,

… Y aquellas ilusiones

Que en mi pecho yacían,

De nuevo florecían

En mi jardín de amor.

 

Tus ojos indulgentes

Miraban con dulzura,

Y toda mi amargura

Huyó lejos de mí,

Tus manos tiernamente

Mi frente acariciaban,

Y tanto me halagaban

Que alegre sonreí.

 

Sentí que tus palabras

La fe me devolvían,

Mis fuerzas renacían

En todo su esplendor,

Y unidos en un beso

Que mis labios te daban,

Mis brazos te cercaban

Con toda mi pasión.

 

Y sin embargo ingrata

Te soy indiferente,

Sin ver que eternamente

Unida mi alma está,

Comprendo tristemente

Que en vano es que te quiera,

Pues sé que ni siquiera

De mí te acordarás.

 

Y cuando de aquel sueño

Triste me despertaba,

Y el día me anunciaba

La triste realidad,

Miré con amargura

Que estaba desolado,

De haberte recordado

Reír para llorar.

 

Letra : Aníbal de Iturriaga y Pedro A. Arroyo

Música : Luis De Biase

 

Grabado por la orquestra de Francisco Canaro cantando el estribillo Charlo. (sello Odeón Nº 4707 del 28-11-1930)

 

 

(colaboración enviada (letra y grabación) desde Colombia, por el amigo Sergio Bravo Uribe. 04-2022)

 

 

                               AtrásMenú Principal