CUANDO MI BARRIO DUERME

 

 

 

Las flores de mi huerto marchitas de rocío

Completamente mustias, extrañan su color,

Ya todo languidece en este hogar sombrío

En pleno invierno crudo de mi eterno dolor.

 

Allí habitaba mi ángel, mi gloria y mi ternura

La mujercita buena a quien tanto adoré,

Mi pedazo de cielo, mi edén y mi ventura

Que en una noche a ciegas, me hizo perder la fe.

 

Hoy que vivo separado

Sufriendo el mismo dolor,

Ella purga su castigo

Por el mal paso que dio.

Y a pesar de aquel engaño

Yo no quiero hacerle daño,

Que la suerte sea con ella

Porque para mí, murió.

 

Letra :

Música :

 

 

A “Letras”   A “Autor”   AtrásMenú Principal