CUANDO LLORA El PAYADOR

 

 

 

Fuiste cual rosal

Que el viento destrozó,

Un poco de ilusión

Que arrastra el vendaval.

Y una noche cruel y triste,

En lo peor te hundiste

Por tu propio mal.

En el rancho aquel

Temblando de emoción,

Quedaba el payador

Sin alma ya y sin fe,

Y en su canto melodioso,

Desgranó su alma

Por aquel desdén.

Y en su canción

Dijo el payador:

 

No me cantes ya, zorzal,

Ya nada quiero oír

Tu canto me hace mal.

Mi guitarra muda está,

Y tengo el corazón

Cansado de llorar.

En mi pingo escarceador,

Errante vagaré

Cual hijo del dolor,

Pero nunca el payador,

Buscando a nadie irá

A mendigarle amor.

 

Hoy te he vuelto a ver

Como una aparición,

Igual que un corazón

Que ya perdió la fe.

Y tal lástima me diste,

Que me puse triste

Y sin querer lloré.

Te portaste mal

Y el mundo se burló,

Heriste al payador

Con el más cruel puñal.

Hoy, por eso, en la llanura,

Con pasión recuerda

Su profundo mal...

 

Letra y música : José Rebolini y Hugo Zamora

 

 

AtrásMenú Principal