BENDIGO TU NOMBRE

 

 

 

Perdido estaba en el mundo

Muerto estaba el corazón,

No sabía que en la vida es

Sólo el cariño la razón.

Iluminaste mi rumbo

Que siempre oscuro fue,

Me enseñaste a hacer bien,

Me enseñaste a saber

Lo divino del amor.

 

Y entonces vida mía

............................. (?)

Que supo la agonía

De vivir sin un querer.

Por eso... mi vida...

Bendigo a tu nombre,

Por eso... tú eres...

La diosa que sabe inspirar.

Mi alma necesita

.............................. (?)

Que siempre la ilumine

Con su rayo celestial.

 

Letra : Vicente Navatta

Música : Antonio Scelza

 

Grabado por la orquesta de Roberto Luratti con la voz de Carlos Burgos. (1941)

 

 

(letra obtenida de la grabación)

(colaboración enviada (grabación) por el amigo Roland Pelr. 02-2013)

 

 

         AtrásMenú Principal