LA REINA DEL SUBURBIO

 

 

 

 

Abran cancha,  la reina del suburbio

Que en traje dominguero, se viene a divertir,

Abran cancha, muchachos, que por ella

La vida se hace bella, mirándola reír.

Ella sabe que nosotros la sabemos adorar,

Ella sabe que con sus carcajadas

El alma enamorada se aleja del penar.

 

Cuando en algún tango malevo, las guitarras dan sus sones

Ella pone en sus canciones el fuego de su emoción,

Y a cada palabra suya el suburbio se estremece

Como si ella le ofreciese en su canto, el corazón.

 

En sus ojos cargados de esplendores

Florecen los amores de su alma de mujer,

Y en sus labios palpitan tremulantes

Las dichas vacilantes de su lejano ayer.

Pero nunca le digamos que sabemos su dolor,

Que no sepa, que brotan en su canto

Las notas del quebranto de su llorado amor.

 

Ella es el alma sentida de la musa de Carriego

La que tiene todo el fuego del misterioso arrabal,

La obrerita que cayera, cegada en las pompas vanas

De la suerte casquivana que rompió su pedestal.

 

Letra y música : Vicente Spina

 

Grabado por Alberto Vila con acompañamiento de guitarras. (sello RCA Nº 47.050, 25-03-1929)

 

 

(colaboración enviada (letra y grabación) por el amigo Amado Lafuente. 09-2011)

 

 

AtrásMenú Principal