HORAS DE ENSUEÑO

(vals)

 

 

 

ESTRIBILLO SOLAMENTE

 

Divina estrella blanca

Que me iluminó,

Dejando en mi camino

Piadosa claridad.

El sublime encanto

Que hay en tu mirada,

Será el eterno faro

De mi soledad.

 

Las zarzas del camino

Que hiriéronme ayer,

Hicieron un andrajo

De pena y dolor.

Y en mi pesada carga

Con mi fatal destino,

Apareció tu imagen

Bendita, de amor.

 

Letra : Vicente Spíndola

Música : Luis Mottolese

 

Grabado por la orquesta de Francisco Canaro cantando el estribillo Charlo. (sello Odeón, 04-09-1929)

 

 

(letra obtenida de la grabación)

 

 

AtrásMenú Principal