CUANDO LA SUERTE SE INCLINA

(Sans Soucí)

 

 

Cuando la suerte se inclina

No hay curandera, no hay adivina,

Que pueda curar con fe

El mal de amor, de corazón.

Así, mi vida

Tenés que convencerte,

Que nací para quererte

Y no hay qué hacer.

 

Cuando el tango en ritmo seductor

Marca en tus caderas el compás,

Celos terribles me dominan

Y comprendo que te quiero más.

Y a mi dulce y firme adoración

Pagas con desdenes, cruel mujer,

Pero hace mano todo mi vida

Y no hay qué hacer.

 

Cuántas veces yo pensé

Con mi aflicción terminar,

Y en torrentes de tragedia,

Mi mano crispada

Busca mi puñal.

Pero cual rayo de luz

En tus ojos me cegué,

Impotente, apasionado

Sigo siempre amándote.

 

Letra : Mario Pardo  (Mario Alberto Pardo)

Música : Enrique Delfino  (Enrique Pedro Delfino - Delfy)

 

Grabado por Mario Pardo acompañándose en guitarra.

 

(Letra agregada con posterioridad al tango instrumental de Enrique Delfino “Sans Soucí”)

 

 

(letra obtenida de la grabación)

 

 

AtrásMenú Principal