CAFÉ SPORTSMAN

 

 

 

¡Café viejo!, ¡Viejo Sportsman!

Yo jamás te olvidaré,

Hoy ya no queda más nada

De lo que tú fuiste ayer.

Eras el café de todos

Eras el café mejor,

Donde dormía un “tranquilo”

O discutía un “doctor”.

 

¿Te acordás, mi viejo Sportsman, aquellas noches pasadas?

¡Yo, con todos los muchachos, jugando a la “generala”!

¿Te acordás vos de Antoñito?

El mozo más cascarrabias,

Cuando decía:

“Muchachos, son las tres de la mañana”.

Y nos miraba con bronca y luego se sonreía

Acercándose a la mesa, en busca de la propina.

 

Aquellos tiempos pasaron, ya nunca más volverán

Son los años, compañero, el Sportsman ya no está,

Sin embargo en su vereda, el “Chiquito” aun está

El “canillita” más querido y elegante del lugar.

Al que con voz siempre firme se le escucha su vocear:

“Con las carreras de hoy, diario Plata... y Acción...

¡Café viejo!, ¡Viejo Sportsman!

¡Se me espianta un lagrimón!

 

Letra : Heriberto Lena

Música : Donato Racciatti

 

 

(colaboración enviada por el amigo César, desde la R. O. U., 08-2009)

 

 

AtrásMenú Principal