YA TE DIERON EL OLIVO

 

 

 

Atorrante y sinvergüenza, te apodaron los muchachos

Si no servís para nada, ni siquiera pa´ ladrar,

Siempre fulera tu vida, de la manga vividor

Fuiste chorro, quinielero y ciruja de estación.

En tu vida laburaste, ni siquiera de placero

Tu existir es un huequito, imposible de llenar,

Los muchachos de la barra, ya te dieron el olivo

Y seguís siempre en lo mismo, un eterno compadrón.

 

¡Pobre otario!

Vos pensás que esto es muy lindo,

Divertido y muy bonito

El vivir sin laburar.

Y mañana

Cuando no tengas a nadie,

Y te encuentres solo y viejo

Dónde vas a ir a parar.

Yo, hace tiempo

Era lo mismo que vos,

Pero el mundo me golpeó

Y tuve que mendigar.

 

Y tu vieja, traca traca, sobre la tabla, encorvada

Pa´ ganarse algunos mangos, que después los gastás vos,

Te quedaste sin amigos, se abrieron los de la barra

Porque ni ellos que son reos, no te dan ya ni el adiós.

¡Por favor!, Haceme caso, conseguite algún laburo

Porque hoy en día este mundo, va caminando al revés,

Y es triste matar el hambre, con un cacho de pan duro

Y pararte en una esquina, por favor, pidiendo un diez.

 

Letra : Arnaldo Ponce

Música : José Sánchez

 

 

(colaboración enviada por el amigo Oscar Mas. 07-2008)

 

 

AtrásMenú Principal