LAS CANTINAS DE LA BOCA

 

 

 

Cualquier calle de la boca
En la esquina, la cantina,
Luce un frente azul y oro
Sobre las chapas de cinc;
Varias mesas desparejas
Con manteles de papeles,
Y anunciando en la vidriera
La buseca y el chupín.
 
Un cantor desafinando
Como siempre, “Oh sole mío!”,
Y después “La cumparsita”
En la voz del acordeón;
El patrón que la trabaja
Conversando por las mesas,
Para darte con el “fierro”
Cuando llegue la adición.
 
Las cantinas...
Promoción de los artistas,
Donde alternan los turistas
Los “buscas” y gente bien.
Las cantinas...
Con su ambiente bolichero,
Despedida de soltero
Con casado y diversión.
Las cantinas...
Con sus luces mortecinas,
El platito, la propina
Y el muchas gracias después.
Las cantinas...
Con sus fines de semana,
La familia, los programas,
El festejo y el adiós.
En La Boca...
Cada pareja es un barco,
Cada cantina es un puerto
En donde amarra el amor.

 

Letra : Roberto Lambertucci

Música : Roberto Pansera

 

 

AtrásMenú Principal