EL ALMA QUE SIENTE

 

 

 

Es inútil que lo esperes,
Si quizás ya no volverá,
Llora tu pena, si quieres
El llanto te calmará.
De los tiempos que se fueron
Sólo el recuerdo te quedó,
Otros labios lo engrupieron
Y el ingrato te olvidó.
 
Es inútil que quieras fingir
Se te ve la intención de llorar,
Y se ve que no estás resignada,
Que estás apenada
De tanto ocultar,
Y tenés una mueca de pena,
Tan honda y serena
Que da que pensar.
 
Tus amiguitas lo saben
Y empiezan a murmurar,
Perdiste el candidato
Y ellas gozan al pensar;
Que la más linda del barrio
También sin novio se quedó
Y que por condescendiente
El novio te abandonó.
 
Preciso es que tú sepas
Muchacha sensiblera,
Ser noble en la desgracia
Ser fuerte en el sufrir;
Si no, la vida mishia
Te arrastrará canera,
Y ha de decir el taita
Que arriaste la bandera,
Pa´ no darle la cara
De frente al porvenir.
 
Qué importa si arrollando
La vida te ha vencido,
Matándote, cobarde
La primera ilusión.
Procede como el ave
Que reconstruye el nido,
No llores más, chiquita
Que por el bien perdido,
Tal vez otro más noble
Te entre en el corazón.

 

Letra : Celedonio Esteban Flores

Música : José Servidio

 

 

A “Letras”   A “Autor”   Menú Principal