DESPUÉS DE LA ÚLTIMA

 

 

 
Recitado:
Hipódromo de La Plata, de recta corta
Y emociones lungas...
Con tribunas sombreadas por los tilos
Y de visual profunda...
En nombre de todos la “frattes” burreros,
Te brindo este tangazo, con chamuyo escolasero.
 
Cuarenta y cuatro al fondo, vías y barreras
El viejo “Rayo”, “La glorieta” y “Churrasquera”,
La colorada al viento, campana de largada
Y mil fijas que van en la parada.
 
Codo de Tolosa y el final de la quimera
Con boletos junto a puchos de la espera,
Y aquella piba linda que no llegó al encuentro
Como el “tungo” lerdo, que me dejó sin “vento”.
 
Y una tarde de esperanza se hizo noche
Y a un faltazo al laburo, en reproche,
Resplandece sobre el disco de llegada
El Pepe, su infaltable “Llamarada”.
 
Cuarenta y cuatro y uno, la garita y su barrera
De regreso, sin rencor a las quimeras,
Bolsiqueando mishiadura por los pingos
Y en un quiosco de ilusiones, la cartilla pa´ l domingo.
 
Recitado:
Hipódromo del “Bosque” con sombra de eucaplitos,
Envuelto en diagonales, leyendas y mitos...

 

Letra : Rubén Ángel Giúdice

Música : Francisco Labandeyra

 

Grabado por la orquesta de Víctor D´Amario con la voz de Luis Correa. (sello Dispron, 1979)

Grabado por Carlos Acuña con acompañamiento de guitarras. (sello San José, 1984)

 

 

AtrásMenú Principal